EXCEDENCIA POR PRESTACIÓN DE SERVICIOS EN EL SECTOR PÚBLICO

Otro puesto en la administración. Que excedencia debo solicitar?

Excedencia por interés particular o por prestación de servicios en el sector público. 

Publicamos este artículo para que el funcionario que se ve obligado a elegir entre dos puestos públicos, opte por el tipo de excedencia que resultara más adecuada en el caso de un posterior retorno a la plaza de origen

 

 

En los tiempos que corren es una buena noticia tener un puesto de trabajo en el sector público. Y si esto es ya una buena noticia de por sí, imaginemos a un funcionario que no tiene una sino dos o más plazas para poder elegir. Sin duda esto sería una noticia excelente. Pero ya que, en la mayoría de los casos, la ley de incompatibilidades no permite simultanear dos puestos públicos, el empleado público tendrá que elegir  por una de ellas.

Esta elección, lógicamente depende del funcionario, que sopesará si todas son plazas en propiedad, la categoría, retribuciones, turnos, el destino, la localidad… incluso el ambiente laboral. La situación administrativa del funcionario en la plaza y puesto elegido será la de servicio activo. Pero; ¿ cuál es su situación administrativa respecto a la/s plaza/s no elegida/s? ¿se puede elegir el tipo de excedencia a solicitar, y si esto es posible, por qué excedencia se debe optar?; ¿puede asignarse de oficio?

La excedencia por servicio en otras administraciones públicas no es la excedencia adecuada por este motivo, pues ésta se configura cuando el funcionario es trasferido u obtiene un puesto en una administración diferente (generalmente manteniendo la dependencia orgánica de origen pero en destino la funcional) teniendo una sola plaza, mientras que en nuestro caso concurren varias plazas en el mismo funcionario, debiendo elegir entre ellas. Y aunque la excedencia voluntaria por interés particular siempre es una opción a la que el funcionario se puede acoger, ésta se configura para intereses particulares del mismo, y no como consecuencia de una obligación impuesta por la ley de incompatibilidades.

La excedencia más adecuada es por tanto y como veremos la excedencia voluntaria por prestación de servicios en el sector público, también denominada en algún convenio laboral como excedencia voluntaria por incompatibilidad. La ventaja de esta respecto a la de interés particular es evidente. La excedencia en la plaza de origen queda vinculada temporalmente a la permanencia en la segunda, circunstancia que solo se equipararía con la excedencia voluntaria por interés particular si ésta fuera abierta, sin una determinada duración prefijada.

No obstante lo anterior, el motivo de este artículo es que alguna administración no le permite al funcionario o laboral el derecho de elección entre ambas excedencias, requiriéndole por obligación el pase a la situación de  excedencia voluntaria “por interés particular” cuando en realidad no se trata de un interés particular sino del cumplimiento de la obligación de la ley de incompatibilidades.  Esto prohibición se aplica cuando el nuevo puesto elegido es de naturaleza temporal (funcionario interino o laboral temporal). La razón la encontramos en el art 15.1 RD 365/1995 en su parte final

Artículo 15. Excedencia voluntaria por prestación de servicios en el sector público.

  1. Procederá declarar, de oficio o a instancia de parte, en la situación regulada en este artículo a los funcionarios de carrera que se encuentren en servicio activo en otro cuerpo o escala de cualquiera de las Administraciones públicas, salvo que hubieran obtenido la oportuna compatibilidad, y a los que pasen a prestar servicios como personal laboral fijo en organismos o entidades del sector público y no les corresponda quedar en las situaciones de servicio activo o servicios especiales. El desempeño de puestos con carácter de funcionario interino o de personal laboral temporal no habilitará para pasar a esta situación administrativa.

 

 

Pues bien, consultamos la legislación aplicable y comentamos la legalidad o ilegalidad de esta prohibición.

 

LEGISLACIÓN APLICABLE

 Ley 30/84 / EBEP / RD 365/1995 /  acuerdos o convenios de aplicación.

 

1.- Ley 30/84. art 29.3.a)

El rt 29.3. a) de la Ley 30/84 la define como excedencia voluntaria sin especificar más denominación

  1. a) Procederá declarar en situación de excedencia voluntaria a los funcionarios públicos cuando se encuentren en situación de servicio activo en otro Cuerpo o Escala de cualquiera de las Administraciones Públicas, o pasen a prestar servicios en Organismos o Entidades del sector público y no les corresponda quedar en otra situación.

 

2.- EBEP

El EBEP sin embargo,  no cita la excedencia por prestación de servicios en el sector público como una de las excedencias de su  art 89.

 

3.- RD 365/1995

El art 15 del RD 365/1995 de 10 de marzo de situaciones administrativas de los Funcionarios de la AGE soluciona la cuestión afirmando que el servicio activo en un cuerpo de una plaza supone el pase automático  (salvo declaración de compatibilidad) en el resto de plazas del funcionario a la situación de excedencia voluntaria por prestación de servicios en el sector público. En esta excedencia no se exige por tanto periodo de carencia en la plaza anterior ni tiene una plazo mínimo ni máximo de permanencia, pues dura mientras continúe la misma situación (art 15.3).  Este tipo de excedencia también incluye las plazas del sector público (organismos autónomos, empresas públicas, entidades públicas empresariales, fundaciones, consorcios) y no únicamente las plazas de la propia administración.

 

4.- Acuerdos o convenios de aplicación.

En la AAPP de la CCAA de La Rioja el art  32.1 tanto del acuerdo del personal funcionario como el mismo artículo del convenio del personal laboral la regulan de igual manera, definiéndola el primero como excedencia por prestación de servicios en el sector público y el segundo como excedencia voluntaria por incompatibilidad.

4.a) Acuerdo del personal funcionario  2008-2011
Artículo 32. Excedencia Voluntaria.
  1. Por prestación de servicios en el sector público.

Procederá declarar, de oficio o a instancia de parte, en la situación de excedencia voluntaria por prestación de servicios en el sector público, a los funcionarios de carrera que se encuentren en servicio activo en otro Cuerpo o Escala de cualquiera de las Administraciones Públicas, salvo que hubieran obtenido la oportuna compatibilidad, y a los que pasen a prestar servicios en Organismos o Entidades del sector público y no les corresponda quedar en las situaciones de servicio activo o servicios especiales.

A los efectos previstos en el párrafo anterior, deben considerarse incluidos en el sector público aquellos entes instrumentales previstos en la Ley 3/2003, de 3 de marzo, de Organización del Sector Público de la Comunidad Autónoma de La Rioja.

Los funcionarios podrán permanecer en esta situación en tanto se mantenga la relación de servicios que dio origen a la misma. Una vez producido el cese en ella deberán solicitar el reingreso al servicio activo en el plazo máximo de un mes, declarándoseles, de no hacerlo, en la situación de excedencia voluntaria por interés particular.

 

4.b) Convenio colectivo del personal laboral 2008-2011
Artículo 32. Excedencia Voluntaria
  1. Por incompatibilidad

El trabajador fijo que como consecuencia de la normativa sobre incompatibilidades deba optar por una plaza, quedará en la que cesare en la situación de excedencia voluntaria, aún cuando no hubiese cumplido un año de antigüedad en el servicio y conservará indefinidamente el derecho preferente al reingreso en vacante que hubiera o se produjera de igual o similar categoría a la suya.

 

 

Pues bien, una vez estudiada toda la normativa aplicable hemos de decir que cuando un funcionario o laboral excede de su plaza en propiedad para tomar posesión de otra, sea en propiedad o en régimen de interinidad o de carácter temporal (laborales), la situación administrativa correcta de la plaza de origen es la excedencia voluntaria por prestación de servicios en el sector público. Lo que ocurre, es que, en ámbito estatal, y cuando el puesto al que opta es de carácter temporal, el art 15 del RD 365/1995 no lo permite, por lo que sólo en este caso será procedente la excedencia voluntaria por interés particular. Pero ojo, para tal restricción, debe advertirse que se debe cumplir una doble condición:

1.- Que el puesto elegido para el servicio activo sea de naturaleza temporal

2.- Que la administración de la plaza de la que se exceda sea la Administración general del Estado.

El  RD 365/1995 que establece esta prohibición tiene una eficacia territorial, pues dicha norma regula las situaciones administrativas, exclusivamente de los funcionarios de la Administración General del Estado. Por cuanto la Ley 30/84 y el EBEP, de ámbito general, no confirman dicho articulado se constata su aplicación exclusivamente a los funcionarios de la Administración General del Estado..

El resto de funcionarios, es decir, los de las CCAA y los de las entidades locales no tienen la obligación de cumplir tal restricción, a menos que le venga impuesto por su respectivo acuerdo o convenio en vigor, pues no viene regulado en la Ley 30/84 ni ratificado en el EBEP, de reciente consolidación.

 

Así las cosas, en la CCAA de La Rioja, cualquier funcionario de carrera o personal laboral fijo que pase a servicio activo en un puesto de naturaleza temporal en cualquier AAPP o entidad del sector público de cualquier administración, queda automáticamente en excedencia voluntaria por prestación de servicios en el sector público (denominada excedencia voluntaria por incompatibilidad si se trata de personal laboral).

Las administraciones autonómicas y locales que no tengan tal prohibición en sus respectivos acuerdos o convenios no pueden exigir al funcionario/laboral que pasa a ocupar otra plaza temporal en el sector público que solicite en su puesto de origen  la excedencia voluntaria por interés particular, al amparo de un RD 365/1995 dirigido exclusivamente al personal de la AGE, debiendo declarar al funcionario/laboral en excedencia voluntaria por prestación de servicios en el sector público, de oficio, si no fuera solicitado a instancia de parte.

Solo procede el pase a la situación administrativa de excedencia voluntaria por interés particular cuando, no lo aconsejamos, así lo solicite expresamente el propio funcionario, aunque en este caso la excedencia no guardaría relación con el nuevo puesto a ocupar, ni entendemos su utilidad, pues la aconsejada ni siquiera tiene compromiso temporal (concluye cuando finaliza el puesto o cuando lo abandonamos).

Por último citar que en La Rioja la excedencia voluntaria por incompatibilidad, para el personal laboral, tiene una ventaja añadida, pues a tenor del art 32 del Convenio colectivo antes citado y reproducido, permite conservar indefinidamente el derecho preferente al reingreso en vacante que hubiera o se produjera de igual o similar categoría profesional.

Salud.

One Comment

Deja un comentario